Prólogo del libro “Feng Shui en la vida”

9,enero 2010

 

“Parece claro que el principal Feng Shui que uno realiza en su vida tiene lugar dentro de su propia persona.”

José María Doria

Como ya sabeis, la técnica de Feng Shui tiene mucho que ver con el poder del lenguaje simbólico y, a mí me apasiona. De ahí, que en mis libros trate de contar con aquellas personas que han tenido algo que ver en el proceso. En esta ocasión, hemos tenido el privilegio de contar con el prólogo de mi maestro José María Doria, os dejo disfrutarlo:

“Cuando en México en los años 70, realicé mi primera práctica de meditación Zen, un personaje de voz grave y aspecto de maestro, pronunció varias veces una palabra que durante más de 30 años no he cesado de explorar.

Aquella voz que surgía de su poderosa garganta, rompiendo el silencio del dojo en el que respirábamos inmóviles, decía:

 vacío  …  vacío  …

Durante aquellas primeras prácticas de meditación, uno sentía que eso de “Vacío” evocaba una no agradable sensación de ausencia, y en realidad, aunque la intuición quería revelar posibilidades insospechadas, la mente ruidosa de aquel principiante en la meditación no se encontraba precisamente muy a gusto con una propuesta de vacío, tan aparentemente desértica y muerta.

Los años han ido pasando y con ellos se ha expandido la consciencia. Aquella amenaza de perder lo lleno y soltar lo que uno tiene aunque sea en la cabeza, ha dejado de amenazar a éste y a otros peregrinos de la consciencia. Aquel temor al vacío que recuerda los tiempos del Barroco (horror al vacío), han dejado paso al anhelo de espacios desde donde se manifiesta esa serenidad y paz profunda que late tras la corriente de ideas.

En realidad uno observa que el espacio vacío se hace cada día más presente para aquella mente suficientemente observada, sobre todo cuando éste aparece nítido y silencioso “entre pensamiento y pensamiento” de tantas neuronas permanentemente atestiguadas. Y sucede que conforme la capacidad de observación se hace más amplia, uno siente que el espacio vacío es precisamente el más fértil y radiante de las hondas moradas de la conciencia. Uno no tarda en sentir la certeza de que lo Nuevo tan solo brota del vacío, un vacío que se vivencia más allá de la mente pensante, el mundo del tiempo y el peso de las memorias.

Pues bien, sucedió que conforme cultivaba el silencio y observaba con mayor nitidez la caída sucesiva de las capas mentales de cebolla, también se vaciaba mi propia casa. Día a día salían furgones con cuadros, muebles y cosas acumuladas en aquella morada tan grande como apretada. De pronto, un día descubrí que los suelos vacíos y las grandes paredes blancas pacificaban la atmósfera y otorgaban al nuevo espacio la cualidad que sin duda el camino recorrido ya demandaba.

Y desde este punto de radiante vacuidad leo la obra de Maru Canales, una obra que atraviesa los pliegues más sutiles de la vida cotidiana, un tratamiento del espacio que su brillante autora señala con precisión y claridad tanto hacia el dentro como hacia el fuera de la propia persona.

El lector se encuentra ante un libro que puede abrir puertas y ventanas no solo de su propia casa, sino también hacia el sentido último de su íntima trayectoria. Y tal vez ocurra que buscando un libro de Feng Shui acerca de cómo crear espacios en donde dejar fluir la energía del cielo y de la tierra, encontrará un algo más tan sencillo como radiante, un algo más que activará intuiciones y aportará ese toque intangible que distingue a las atmósferas sagradas.

Seguir leyendo…

Maru Canales

Autora del libro “Feng Shui en la vida”

Enlaces relacionados:

feng shui


Feng Shui 2010

27,diciembre 2009

“Todo lo que se manifiesta en el exterior,

es un reflejo de lo que nos sucede en el interior”

Maru Canales

Esta es mi propuesta para el 2010, una proyección intimista y personalizada de llevar a cabo la práctica de Feng Shui. Así lo he expuesto en el libro “Feng Shui en la vida”, en el que os propongo varios métodos de trabajo, sencillos, para poder aplicar la técnica en cualquier situación y espacio físico. El objetivo es claro, mejorar nuestro bienestar personal. Os adelanto la introducción:

Podemos elegir si lo que queremos es vivir aquello que la vida nos presenta en el espacio que tenemos o si preparamos el escenario con la intención de vivir aquello que anhelamos. Estamos tan inmersos en la rutina diaria que nos hemos ido acostumbrando a vivir con el sistema automático puesto. De esta forma nuestra mente va adquiriendo tal velocidad que poco a poco empieza a solventar no solo los problemas actuales, sino los venideros, aquellos que ella misma se ha encargado de ir creando. Por ello, empezamos a tener la sensación de que el tiempo pasa cada día más deprisa, se nos escapa de las manos. Nos hemos apuntado a la velocidad, a la cantidad olvidando la calidad, queremos vivir mil situaciones a lo largo del día y en realidad no vivimos ninguna, porque cada vez que estamos en una estamos pensando en llegar a la siguiente. 

Lo mismo sucede con nuestro entorno, nos hemos acostumbrado a sus formas y colores de tal manera que podemos movernos en él tranquilamente, en automático. Y si algo no nos gusta o interfiere en nuestros propósitos no somos conscientes de ello o nos inventamos una excusa para no afrontarlo, el día que cambie de casa seré feliz… (o de trabajo o de pareja o de amistades o de … ) 

Estar centrados en lo que hacemos es lo que nos proporcionará intensidad a nuestra vida. Vivimos una vida nueva, llena de nuevos retos y de innumerables posibilidades para alcanzarlos. Para disfrutar de ello necesitamos concentrarnos en lo que hacemos, decidimos y elegimos y, el escenario es una de las piezas claves donde llevarlo a la práctica. 

Porque el escenario en el que nos movamos se adhiere a nosotros creando un todo, afectando en cómo nos sentimos, como nos proyectamos a los demás e incluso como nos comunicamos. Y, por supuesto en como los demás nos perciben. 

El entorno habla, aprendamos su lenguaje y asegurémonos que contamos con su apoyo en la consecución de nuestros anhelos, en el día a día. 

Seguir leyendo…

Maru Canales

Enlaces relacionados:

feng shui


¿Importa el tamaño?

7,noviembre 2009

Ya sé que las cuestiones sobre el tamaño crean una gran polémica. Parece que la mayoría suele preferir las grandes. Hay quien cree que la virtud está en el punto medio. Incluso, quien las prefiere pequeñas. Pero, ¿realmente es importante el tamaño…?

Este video nos demuestra lo que la técnica de Feng Shui predica: “el entorno en el que vivimos nos influye y afecta”.  ¿Por qué no asegurarnos que lo hace a nuestro favor?

Maru Canales

Artículos relacionados:

feng shui


Cómo nos comunicamos…

26,septiembre 2009

La raza humana, lejos de extinguirse, cada día es más numerosa en el Planeta Tierra. Aún tratándose de una raza eminentemente social, el sentimiento de soledad del ser humano aumenta. Hemos vivido la mayor revolución tecnológica en las comunicaciones. Sin embargo, cada vez nos resulta más difícil comunicarnos…

Quizá nos hemos acostumbrado a utilizar algún tipo de instrumento (teléfono, ordenador…) tras el cual escudarnos y evitar así la comunicación cara a cara, en la distancia corta. Teniendo en cuenta que lo más importante en comunicación es lo que no se dice, parece que nos perdemos lo más interesante.

He encontrado este video que refleja muy bien y con mucho sentido del humor nuestras carencias actuales:

Desde el punto de vista de Feng Shui me ha llamado la atención la casa del protagonista, las paredes vacías, ni un cuadro, ni una imagen. No hay comunicación con el entorno inmediato, quizá por ello tampoco con las personas cercanas. Es curioso, cuando empieza la relación y según ésta se va desarrollando cómo el protagonista toma partido en la decoración de su casa, aunque sea en la nevera… Y, así se refuerza en su anhelo de establecer mayor contacto con la chica, aunque sea de manera inconsciente.

Pero, en este caso, el orden de factores si altera el producto. Al revés funcionaría aún más. La diferencia radica en que lo haríamos de una forma consciente, lo cual es doblemente poderoso. Podemos reforzar nuestros anhelos y motivarnos en el camino a conseguirlos a través de mensajes en el espacio que habitamos.

En ambos casos, aparecerán nuestros retos a superar. Todo anhelo suele llegar acompañado de uno o varios retos. Descubrirlos y reflejarlos en el entorno también ayuda a superarlos. ¿Por qué nos dará tanto miedo acercarnos a alguien? ¿Y si me rechaza…? ¿Y, si no me acerco que dejo de vivir, qué experiencia me perderé…?

Maru Canales

Artículos relacionados:

feng shui


Feng Shui en “mi” empresa

19,septiembre 2009

Hace unos meses os comentaba como había nacido mi nuevo proyecto “Espacio OCTO”, hoy me gustaría presentaros el resultado tras la aplicación de la técnica de Feng Shui.

Espacio OCTO

Este es el logo y la estrategía de la empresa: crear escenarios para el bienestar. A lo largo de mi experiencia, personal y profesional acompañando a otros, he descubierto la importancia del escenario en la vida.

Al igual que cuando contemplamos una obra de arte hay aspectos tangibles (el lienzo, las medidas, los colores…) existen también aspectos intangibles que son los que realmente aportan el valor a la obra. Pero ambos son imprescindibles.

En nuestros espacios sucede lo mismo. Los aspectos tangibles hacen referncia a la localización, el estilo, la disposición o la distribución… Sin embargo, los aspectos intangibles se refieren al ambiente que podemos evocar en ellos.

Así, ha surgido el Espacio OCTO, con la finalidad de hacer posible escenarios que nos motiven al proceso de “darnos cuenta”. Es la adquisición de mayores niveles de conciencia la mejor inversión que podemos hacer para conseguir un mayor nivel de bienestar personal.

  

Bienvenida al Espacio OCTO

Bienvenida Espacio OCTO

En este rincón nos da la bienvenida un pequeño jardín de piedra que nos sugiere las dos fuerzas fundamentales del Universo. La base de pequeñas piedras simboliza el agua en este tipo de jardines, al fondo surge una piedra montaña (conocida en oriente como “Suiseki”).

El agua representa las características del yin (vacía, líquida, húmeda, fría, misteriosa, sensitiva, receptiva…). La piedra montaña representa las características del yang (dura, sólida, resistente, seca, caliente, poderosa, penetrante…). La dualidad, nuestro principal instrumento de trabajo en la tierra:

“Sólo hay un bien: el conocimiento. Sólo hay un mal: la ignorancia.” Sócrates

  

El jardín del Espacio OCTO

Exterior Espacio OCTO

El jardín constituye las vistas de todo el Espacio, siendo una exstensión que amplia el interior, en donde también hemos creado rincones de encuentro y trabajo. Ya sabemos que la belleza influye en nuestras relaciones, las personas con un alcance estético amplio tienen una mayor capacidad para entender a los demás, tienden más a la empatía. Objetivos prioritarios para todos los que trabajamos en OCTO.

Para aquellos que os gusta la aplicación de la técnica, el edificio que se ve al fondo está situado al Noreste, donde se representan los Nuevos Proyectos, ¡¡vaya representación!!

 

El porche del Espacio OCTO

Porche Espacio OCTO

Hay retos a los que no me resisto, averiguar probando una receta de un plato que me ha gustado en un restaurante, conseguir que una planta no autóctona florezca (como estas hortensias en Madrid típicas en mi tierruca) y conseguir todos los rincones preferidos posibles en un mismo lugar (este es mágico, ¿os imaginais una sesión de coaching aquí…?).

 

Detalle de la Entrada

Marina Entrada

Me gusta el mar como metáfora de la vida… cuando permanecemos en la orilla las olas nos perturban… cuando nos adentramos alcanzamos la paz… Como las circunstancias de la vida, cuando permanecemos en la orilla nos preocupan, cuando profundizamos, nos ocupan y podemos resolverlas… Este es el mensaje que esta marina de Carmen Diez se encarga de anunciar a todos los que llegan a Espacio OCTO.

Para aquellos que os gustan los detalles técnicos de Feng Shui, he pintado un gran marco rojo en la pared, para incluir el elemento fuego. Se trata de la orientación Sur, propia del elemento fuego pero para ensalzar la energía de las estrellas voladoras necesitaba agua. Agua y fuego es una combinación que me fascina, el fuego calienta el agua transformándola en vapor, una energía capaz de crear movimiento. Veréis otras marinas de la misma colección con marcos en la pared de otros colores, es un truco que me gusta aplicar para ensalzar o incorporar elementos.

 

Sala de Juntas

Sala de Juntas
La pared principal de la Sala de Reuniones (pintada de negro) se ve desde muchos de los ángulos del Espacio. Por su orientación, en ella se representa nuestro compromiso con los clientes, hemos elegido una frase de William Shakespeare para que el mensaje sea claro y directo, además engloba a la perfección nuestro compromiso:

“Sabemos lo que somos pero no lo que podemos llegar a ser…”

En este lugar es donde nos reunimos para decidir nuestras acciones, empleados y colaboradores creemos que todo es posible y, otra marina de Carmen Diez nos lo recuerda:

Nuestros límites son como la línea del horizonte en el mar, cada vez que intentamos acercarnos a ella… se aleja. ¡¡Cada vez que superamos un límite, surgen nuevos retos que alcanzar!!

También es el lugar en el que viven los peces de OCTO, nuestro estado de animo es importante, nuestro acuario nos ayuda:

“La visión de la naturaleza eleva los niveles de las sensaciones positivas, agrado, calma y mejora el humor; y reduce las emociones negativas tales como miedo, cólera y tristeza.”

En el centro de la mesa un ikebana, otro de mis hobbies. Se trata de una vasija japonesa para las flores, normalmente se coloca una que nos recuerda la atención por los detalles.

 

Salón de Actividades

Salón Espacio OCTO (2)

El Salón de Actividades es un espacio amplio y diáfano, de esta forma podemos adecuarlo a las necesidades del grupo. Unas veces, como escuela se llenará de mesas y sillas, en las conferencias colocamos asientos, en sesiones de meditación futones…

La visión de la naturaleza es la protagonista, acompañada de numerosas orquideas que reflejan la belleza de forma extraordinaria. En las paredes dos objetos decorativos, una escultura y una obra de arte abstracto.

“Contemplando la naturaleza, en tan solo cinco minutos, se producen cambios psicológicos, emocionales y fisiológicos…”

La escultura nos habla del alfa y el omega, del equilibrio y nos recuerda que la belleza puede estar en cualquier variedad de madera… El cuadro “Conciencia Colectiva” de Takeshi Motomiya emana paz.

 

Sala de Relajación

Sala de relajación

Esta Sala, aunque también da al jardín, necesita de privacidad. Por ello, hemos colocado un panel que cubre toda una pared. Las investigaciones clínicas han demostrado que la visión de la naturaleza puede producir una mejora significativa en la presión arterial, en el ritmo y actividad del corazón, la tensión del músculo y la actividad eléctrica del cerebro. Cuestiones muy importantes para emprender un viaje a nuestro interior y autodescubrirnos con la liberalización que ello supone.

Este es otro de los rincones en el que hacemos sesiones de Coaching Aspiracional y Coaching Corporal (autoconocimiento a través del cuerpo).

 

Mi despacho

Despacho Feng Shui

¿Quien dudaría que iba a faltar el mar…?

En el centro de la librería podeis ver mi Lou Pan, mi instrumento de trabajo. Se trata de una brújula especial para la práctica profesional de Feng Shui. Es tan bonita, que aunque la uso a diario, cuando llego al despacho la coloco como una obra de arte… No es la única que tengo.

Lou Pan Maru

Se trata de un Lou Pan antiguo, es la brújula que utilizamos los Maestros de Feng Shui. Me la regalaron Rafa y Maria, la encontraron en un anticuario de Madrid. ¿Cómo pudo llegar hasta aquí…? Esta es una auténtica obra de arte, funciona y está en chino…

 

Espacio OCTO ya ha abierto sus puertas y está a vuestra disposición. Hemos creado un blog en el que iremos informando de todas nuestras actividades, os invito a visitarlo, pulsando aquí

Maru Canales

Autora del libro “Feng Shui en la empresa”

Artículos relacionados:

feng shui


A mi miedo

14,junio 2009

Valentia

Han sido varios los artículos escritos en este blog haciendo referencia al miedo, desde hace dos años. Es curioso como funciona la ley de la sincronicidad, no era una casualidad, el miedo era uno de mis temas a afrontar, una de mis grandes sombras pendientes de abrazar.

En casa de mis padres todavía se conservan en el salón mis fotos con un gato, montada a caballo, esquiando…  Mi aprendizaje sobre el miedo comienza en la infancia entorno a los deportes y a los animales. Mi casa era un buen escenario, convivíamos con todo tipo de animales. Aunque la raza felina era la que se llevaba la palma, un gato en el jardín era suficiente para que no saliera de casa, llegó un momento que no me atrevía ni a ahuyentarlo.

Asimismo, una de las prioridades de mis padres era inculcarnos el amor por el deporte. Por ello, llegué a dedicarme a algunos deportes con bastante intensidad, lo que hizo que mis amistades también estuvieran en ese entorno y no quisiera abandonarlo. No obstante, vivía la práctica del deporte como una autentica  pesadilla, era el caldo de cultivo que hacía a mi miedo aparecer.  

Así me gané en mi entorno la etiqueta de miedosa. Hacía tantos años que la llevaba puesta que me identifiqué plenamente con ella. Ya adulta, la extendí desde el mundo animal y deportivo a otras áreas de mi vida. Pero, llegó un momento que sus límites parecían ahogarme, hasta que por fin, ahondando en conocerme, descubrí que ese miedo había surgido como un aliado. Especialmente en los momentos que ha sido tan intenso que ha conseguido paralizarme. Gracias al pánico que he llegado a sentir se ha despertado un resorte que estaba en mi interior, mi valentía, lo único que ha sido capaz de sacarme de esas situaciones. Es decir, gracias al miedo he conocido el poder de mi valentía.

Hasta que un día, realizaba un profundo ejercicio de autodescubrimiento y aceptación de las sombras. Me emocioné pensando que ya había llegado al origen, pero el ejercicio continuaba. Llegué a sentir el miedo a la muerte, conseguí traspasarlo. Entonces, me encontré con el mayor miedo que jamás hubiera sospechado, el miedo a mi misma. Miedo a lo que opino de mi, miedo a mi propia crítica, miedo a perderme en el otro, miedo a volverme a dormir durante años guiándome por lo “establecido” o lo supuestamente “correcto”, miedo a no permitirme ser yo misma. Ese es el origen de mi miedo, un sentimiento aterrador, porque acaba con mis excusas del exterior. Me enfrenta a la realidad, si no soy yo misma es porque yo no lo permito, nadie más tiene ese poder, esa capacidad de hacerlo posible. Todo está en mí, ambas conviven, la que quiere ser ella misma y el juez implacable que me puede boicotear.

Recordé que en el blog había publicado la experiencia de Donald Walsch, volví a verla  “la respuesta correcta siempre es el amor: ¿qué haría el amor ante esta situación?”.  Además, este planteamiento coincidía con lo que proponían los egipcios en el Templo de Osiris, el camino del miedo al amor.  Todo ello me reconfortó, sentí que había encontrado un camino. Pensé en cómo podría ayudarme a traspasar este nuevo reto y puse en practica lo que el Feng Shui me ha enseñado. En la esquina Noroeste de mi despacho, donde se representa el liderazgo, decidí escribir un mensaje claro, directo y conciso a mi inconsciente, “SOY CAPAZ”. Cuantas veces lo he leído y que bien me he sentido.

Así, llega mi reconciliación con mi miedo, empiezo por el mundo animal y deportivo, los instrumentos que yo misma elegí desde la infancia para facilitarme este aprendizaje. Por primera vez en mi vida, este invierno pude disfrutar de la práctica del esquí sin sentir miedo, afrontando mi miedo a la muerte. Pude coger un gato en brazos en lugar de cruzar de acera porque había uno, aceptando el miedo a ser libre e incontrolable para mi mente. Pequeños grandes detalles que me ayudan a “resetear” mis creencias, a darme cuenta de que no necesito llegar a situaciones límite para saber que puedo salir de ellas. Ahora, poco a poco, lo voy trasladando a otras áreas de mi vida.

Todo mi respeto y agradecimiento a mi miedo, ahora sé que cuando apareces tienes algo importante que contarme. Lo descubrí cuando deje de preguntarme por qué y empecé a preguntarme para qué estabas ahí. Gracias por iniciarme y prepararme para un nuevo camino a recorrer, el camino del amor.

Maru Canales

Autora del libro, “Feng Shui en la empresa”

Artículos relacionados:

feng shui


Practicando Feng Shui en un estudio fotográfico

1,febrero 2009

“La belleza de la realidad consiste en su inmediatez”

Este es el resultado del proyecto de Feng Shui que realizamos en un estudio fotográfico, Click 10.
Siguiendo la filosofía de la empresa, captar la auténtica personalidad, el alma de los retratados, la decoración de las oficinas reflejan claramente la personalidad creativa del negocio. Para ellos cada reportaje es especial y así lo refleja cada zona, cada estancia del estudio.

oficinas feng shui

“En Click 10 estamos siempre trabajando la educación de nuestra mirada”

Podemos comprobarlo en la siguiente fotografía del hall de entrada en donde nos da la bienvenida un espacio acogedor y lleno de creatividad. Me gusta especialmente el detalle del logo de la empresa, está colocado en un lugar bien visible como predica la técnica de Feng Shui, en este caso además de invitarnos a entrar parece acompañarnos.

casos practicos feng shui

“Nuestro servicio: técnica, ingenio y creatividad”

Aprovechando el buen hacer creativo de los profesionales de la empresa y queriendo reforzar el espíritu de equipo, fueron ellos los encargados de realizar la decoración de la zona de trabajo, por un lado una pared con pintura de pizarra para escribir en ella mensajes inspiradores …

decoracion de oficinas

“Un equipo de fotógrafos con pasión por su profesión”

y, por otro, pintaron un mural, en el que reflejaron la clave de su labor: la interpretación inmediata, directa, tratando los temas con sencillez.

diseño de oficinas

“La calidad de nuestras fotografías surge de la complicidad entre cliente y fotógrafo”

Para propiciar la confianza nada mejor que recibir a los clientes en un ambiente acogedor, de ahí la idea de recrear un ambiente formal pero con claros tintes hogareños.

click-10-2
“El equilibrio entre lo formal y lo conceptual”

En las zonas dedicadas a recibir a los clientes se mantiene la personalidad creativa del negocio, reflejando su especial forma de mirar …

casos practicos feng shui

“Una imagen vale más que mil palabras…”

Como hemos podido comprobar la filosofía de la empresa ha sido reflejada en la decoración con gran acierto. Además, en este caso hemos contado con el producto del negocio, las fotografías, como elemento clave de decoración para comunicar el buen hacer de la empresa.

¡Enhorabuena al equipo de Click 10 por este excelente trabajo!

Maru Canales

Autora del libro: “Feng Shui en la empresa”

Artículos relacionados:

feng shui


Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 53 seguidores