Las ocho aspiraciones: “Los nuevos proyectos”

1,enero 2007

“El futuro es para los que creen en la belleza de los sueños”

Klaus Netzle, NPNo recuerdo quien dijo esta frase en origen que hace poco oí repetir a un cliente mío en una charla, pero me parece perfecta para encabezar el tema que hoy nos ocupa: los nuevos proyectos, es decir, nuestros sueños.

En el sector Noreste de un espacio se representa la aspiración de los nuevos proyectos. Se puede representar en cualquier estancia de la casa o de la oficina, pero dependiendo de la naturaleza de nuestros proyectos será más conveniente reflejarlo en estancias más o menos privadas. De esta forma, sí queremos activar un proyecto personal podremos hacerlo en el dormitorio y sí además queremos activar un proyecto profesional lo haremos en el despacho.

Lógicamente, lo más importante para decidir cual es el proyecto a activar en términos de Feng Shui es analizar cuales son nuestros objetivos, que queremos conseguir, qué estamos dispuestos a invertir  y que vamos a conseguir a cambio. Sí bien es conveniente tener más o menos claro el objetivo final, también es conveniente entender que para llegar a él tendrán que realizarse una serie de acciones. Como dice Punset en su libro “El viaje a la felicidad”: El placer, el bienestar y la felicidad residen en el proceso de búsqueda y no tanto en la consecución del bien deseado.

En último caso, cada uno ha de decidir personalmente si quiere activar los proyectos intermedios encauzados a conseguir el objetivo y/o solamente el objetivo final.

Hace unos días hablaba de esta aspiración con un cliente, dueño de una pequeña empresa y, le preguntaba donde quería llegar, donde y como le gustaría verse profesionalmente dentro de 20 años. De esta forma estuvimos comentando lo importante que para el éxito de su negocio eran las relaciones, conocer a mucha gente. Estuvimos analizando las posibilidades y los pasos a seguir, así nos dimos cuenta que necesitábamos llevar a cabo una serie de acciones encaminadas a nuestro objetivo final como la conveniencia de formar parte de alguna asociación del gremio, gestión de medios de comunicación, asistir a cierto tipo de actos … Finalmente, cuando decidimos como activar la esquina Noreste de su oficina en términos de Feng Shui, él era plenamente consciente de cual era su objetivo final y cuales eran las acciones que a partir de ahora llevaría a cabo para conseguirlo.

Otro ejemplo, mundialmente famoso es el del empresario Steve Jobs, cuyo testimonio podemos encontrar en el artículo: “Las claves del éxito”

En el fondo de estas actuaciones, sean en el ámbito de los negocios o en el plano personal, subyace la idea de que la forma de activar los nuevos proyectos es a través de algún objeto que nos recuerde cual es nuestro objetivo. El elemento propio de la zona Noreste es la tierra. Para terminar con un ejemplo práctico, en la esquina Noreste de mi despacho yo he colocado un globo terráqueo, al que todas las mañanas hago girar, recordando cuales son mis objetivos. Por último, comentar que esta aspiración es muy recomendable para los estudiantes.

(Para volver a los artículos de Practicando Feng Shui, pulsar aquí)

Maru Canales

Acceso directo a otros artículos:

logo-octo-xs.jpg