Miedo y deseo

“El miedo te dice: quiero darte seguridad.
El amor te dice: estás seguro.”

Pat Rodegast

miedo-y-deseo1

“…Hablaba con un grupo cuando un amigo me coge del brazo para llamar mi atención y me dice que quiere presentarme a alguien. Me giro hacia ellos, escucho la presentación y el recién presentado comienza a hablar, mientras le miro empiezo a sentir como todo mi cuerpo va paralizándose poco a poco…, me quedo absorta en la sensación…, a la vez que oigo como sus palabras se repiten en mi cabeza…, me pregunto que me está pasando… De nuevo vuelvo a notar el brazo de mi amigo y le oigo que me invita a hablar…“

Miedo y deseo, dos caras de la misma moneda, igualmente paralizadoras. Solo tenemos miedo de lo que hemos conocido igual que solo deseamos algo ya conocido. Se trata de dos proyecciones del pasado hacía el futuro. Cuando una experiencia nos ha resultado desfavorable tememos que pueda repetirse. Sin embargo, cuando la experiencia resultó favorable deseamos una repetición en el futuro.

La cuestión es qué hacemos o dejamos de hacer para que la experiencia no se repita o si lo haga…

Para combatir el miedo y el deseo necesitamos de la determinación, aquella que reside en la confianza de que nada puede pasar. Por ejemplo, cuando entendemos que la vida es un cúmulo de experiencias que forman parte de un aprendizaje, podemos transformar miedo y deseo en reto y en fuente de inspiración.

¿Te atreves?

Maru Canales

Artículos relacionados:

feng shui

Anuncios

8 Responses to Miedo y deseo

  1. semilla resonante dice:

    ATREVETE, Maru y así por RESONANCIA , otros se atreveran!

    K seria la vida sin un ARRIESGARSE continuamente?

  2. Chinasklauzz dice:

    Las viejas sensaciones, los viejos recuerdos se quedan en el alma, esperando un nuevo despertar, es por ello que a veces inconcientemente evitamos ciertos momentos, porque los recuerdos empiezan a despertar y los temores salen a flote. Interesante crónica.

    Chinasklauzz

  3. Maru Canales dice:

    Hoy al ver la foto que pusé ayer en este artículo (que además no era la prevista) y leer vuestros comentarios me he despertado de la sensación que describí y que de nuevo me volvió a paralizar, como cuando lo viví. Lo bueno es que me ha dado la oportunidad de aprender nuevas cosas.
    Si que me atrevo y lo confirmo practicando Feng Shui en este artículo (una imagen vale más que mil palabras), cambio la foto por esta, que si tenia prevista.
    Gracias por vuestros mensajes.
    Un abrazo,

  4. Catriel dice:

    ¿Que significa “nada puede pasar”?

  5. Maru Canales dice:

    Curiosamente dudé si ponerlo o no, desde mi perspectiva todo lo que nos sucede está elegido por nosotros, de manera consciente o inconsciente, con lo cual nada puede pasar o lo que es lo mismo, lo que pase es para bien en el sentido de ser lo elegido por uno mismo para aprender lo que necesita.
    Traspasar el miedo y el deseo son dos caminos de aprendizaje, porque ambos encierran algún conocimiento para nosotros, como dice la sabiduría tántrica “en medio de la lujuria florece la compasión y en el corazón mismo del miedo descansa la libertad”

  6. raffi_is_me dice:

    Querida Maru:
    Interesante tu articulo del “miedo y deseo”, porque SI pueden ser “caminos de aprendizaje”. Pero, lo que para algunos es deseo para otros es miedo o viseversa. Sea esto conciente o inconciente puede haber miedo a lo que no conocemos o al contrario puede haber un gran deseo a enfrentarnos a lo nuevo por llegar.
    Que nos causa miedo y que el deseo? Que nos motiva a ser esto una “fuente de inspiracion”?

  7. semilla resonante dice:

    Supongo k estás en lo cierto; Miedo=deseo; perseverancia=impaciencia; pesimismo=optimismo. Posiblemente estamos en un año de dualidad o más bien en un año maestro, según como se mire… Desapego=apego; luz=sombra, al fin y al cabo toda esta energía es lo mismo. Todo es relativo… Según el color con que se mire.

    Intentaré visualizar la puerta de color blanco o rosa, en lugar de negra o con tonalidades de grises… K importa si está cerrada o abierta, o si se abre de fuera o de dentro. El hecho es que siempre ponemos limitaciones dónde no tiene k haberlas. Siempre condicionando nuestra vida según las circunstancias, cuando todo podria fluir sin más.

    Gracies

  8. Maru Canales dice:

    Me divierte como lo que estamos comentando se materializa, estamos escribiendo comentarios en un artículo (“Bienvenido Septiembre”
    ) y seguimos la conversación saltando a otro… es lo que hacemos en la vida, parece que jugamos al despiste antes de entrar por las famosas puertas, pero quizá no se trate de un juego sino simplemente de algo que tenemos pendiente de aprender antes de pasar a lo siguiente.

    Seguramente soy una inconsciente pero a mí este juego, de la vida, me gusta 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: