Me “han” despedido

12,julio 2009

ejecutivaDespedirse de un trabajo me recuerda a cuando “me suspendían” algún examen, yo nunca lo hacía… Siempre había un profesor dispuesto a hacerlo por mí. En el trabajo no fue diferente, sino había un jefe dispuesto a cargar con la responsabilidad, había una situación económica complicada, una reestructuración de plantilla, un embarazo… cualquier excusa es válida para despedirse y que parezca que lo hacen otros por mí. 

Ya dice la sabiduría popular que “siempre se mata al mensajero”. Es decir, utilizamos al mensajero de nuestro propósito como verdugo, así podemos colocarnos cómodamente en el lado de las víctimas. Sin embargo, el papel de víctima a mí nunca me ha dado resultado, no me ha aportado nada aparte de sufrimiento.

Aceptar la responsabilidad de todo lo que me sucede si me ha dado buenos resultados. Aceptar que me “he despedido” y descubrir para qué ha sucedido es lo que realmente me ha ayudado en el desarrollo de mi profesión. Mi primer trabajo “serio” fue en una multinacional, American Express. Todo iba bien hasta que decidí compaginarlo con unos estudios de postgrado. Entonces, mi jefe me advirtió su disconformidad amenazándome con consecuencias desagradables. Supongo que mi inconsciente me explicaría que mi finalidad en la vida no estaba encorsetada a una empresa concreta. Por supuesto, realicé mis estudios y no me renovaron el contrato. Recuerdo que la sensación no fue agradable, sentía que había sido despedida y me invadió cierto sentimiento de fracaso (quizá orgullo herido) unido a un vacío de futuro.

Las dudas se despejaron rápidamente al encontrar un nuevo trabajo, en DHL, del que años más tarde también volvería a sentirme despedida. En esta ocasión me quedé embarazada y no hacía falta más que echar un vistazo alrededor (al caso de otras compañeras) para saber lo que me jugaba. Supongo que de nuevo, mis objetivos en la vida volvían a entrar en contradicción con el mercado laboral. Aunque me enfadó muchísimo la situación, con el tiempo he entendido las oportunidades que me brindó, entre ellas poder dedicarme y disfrutar de mi bebé una buena temporada.

Es cierto que mi experiencia se desarrolla en la juventud, momento en el que todavía no solemos estar tan apegados a las cosas, es decir, nuestra cuenta de gastos no es tan extensa como en la madurez cuando además tenemos hijos a nuestro cargo. Aunque por otro lado, era un momento en el que la carrera profesional era uno de los aspectos a los que más importancia daba. En todo caso, mis despidos han sido una gran enseñanza para el momento actual en mi papel de empresaria.

Ahora ya no tengo un jefe al que poder echarle la culpa de mis resultados. Bueno, me queda la situación económica actual (aunque ya ni yo misma me crea mis excusas). Lo que si he aprendido es que cuando la vida me para de alguna manera me está invitando a mirar hacia dentro, a bucear en mí. Y, siempre que lo he hecho me ha dado buenos resultados, descubriendo nuevas oportunidades. De hecho, mi dedicación a la consultoría de Feng Shui nace durante la recuperación de mi cóccix roto.

Hace unos días, haciendo un proyecto de Feng Shui en una casa, me di un golpe en la cabeza con un techo aguardillado, perdí el equilibrio y caí. Para no rodar por toda la escalera, solté la brújula, que rodó por mí. El resultado ha sido un hueso (nada grave) y mi brújula rota. Podría pensar que la casa en la que estaba tenía su “aquel”, pero no me aportaría nada porque la que se cayó fui yo. Por eso, prefiero mirar hacia dentro y replantearme de nuevo todo, cuestiones que no se me habrían ocurrido días atrás. Después del desconcierto inicial, poco a poco, voy vislumbrando nuevas oportunidades que tampoco había visto hasta ahora.

Escribiendo este artículo, me acabo de dar cuenta que estoy haciendo lo que he representado en la aspiración de la carrera profesional en mi despacho, a través de una marina que para mí significa “sabemos lo que somos pero no lo que podemos llegar a ser… “. ¡Qué burra puedo ser!, lo tenía delante de mis narices y he tenido que romperme un hueso y la brújula para darme cuenta… La verdad es que entiendo a mi inconsciente, a veces, o me da un golpe y me inmoviliza o no me entero…  

Maru Canales

Autora del libro, “Feng Shui en la empresa”

Artículos relacionados:

feng shui

Anuncios

Feng Shui en la empresa

19,marzo 2009

Introducción

libro feng shui

Hasta qué punto influye el entorno, el espacio en el que llevamos a cabo nuestra labor en nuestro éxito profesional. Esta fue la cuestión que el año pasado se plantearon en el famoso diario The Washington Post y decidieron contestarla a través de un experimento. Para ello, se les ocurrió invitar a un músico de reconocido prestigio a que cambiase los auditorios y teatros musicales por una estación de metro. Así, contaron con la participación de Joshua Bell, uno de los violinistas más reconocidos mundialmente, un niño prodigio de la música que empezó a tocar a los cuatro año y es ganador de varios premios, entre ellos podríamos destacar, por lo inusual en este tipo de músicos, un Grammy. El otro protagonista fue una estación céntrica del metro de Washington en hora punta.

 

Cuando Joshua Bell toca su violín en algún auditorio se cuelgan los carteles de “completo”, se ha llegado a pagar más de 1.000 dólares por la entrada. Cada vez que acaba una pieza el silencio de los espectadores se rompe con grandes aplausos y al día siguiente su interpretación es comentada en la mayoría de los periódicos de la zona. Con estas premisas se supuso que la música del violín de Bell paralizaría a los usuarios de metro, que se quedarían atónitos escuchando a este nuevo portento de la música callejera.

 

Sin embargo, nada de esto sucedió. Joshua Bell se vistió a propósito para la ocasión, cambiando su habitual traje de chaqueta por ropa más deportiva, aunque  acompañado de su viejo Stradivarius (cuyo valor estimado es de más de 3 millones de dólares). Puso todo su empeño en tocar piezas maestras durante 43 minutos, la reacción general fue de total indiferencia. De 1.070 personas que pasaron por delante de él, solo 27 personas le dieron dinero (un total de 32 dólares), siete se quedaron a escuchar y a observar más de un minuto. Nadie aplaudió, parece que este hecho es el que más ha llamado la atención al músico.

 

Podemos aludir a numerosas razones para explicar lo sucedido, que vamos con mucha prisa, que estamos sumidos en nuestro propio mundo y no somos conscientes de lo que sucede a nuestro alrededor… Pero reconozcámoslo, todos de alguna manera confiamos en el entorno, porque el entorno nos habla, entendemos que alguien que toca en un Auditorio famoso es obligatoriamente un buen músico y alguien que toca en el metro no lo es. De la misma manera que pensamos que un médico que trabaja en un hospital de prestigio ha de ser un buen profesional y el médico de un ambulatorio no tanto. O un abogado que tiene el despacho en una zona céntrica y de alto standing se le presupone un éxito en su profesión que a otro en una zona más corriente no se le presupondrán.

Os invito a leer la introducción completa en pdf

¿Quieres saber más sobre el libro? (pulsar aquí)

¿Quieres conseguir tu ejemplar? (pulsar aquí)

Maru Canales

feng shui

conferencias feng shui


Feng Shui y comunicación

18,enero 2009

“Una imagen vale más que mil palabras”

comunicacion

Mejorar nuestra comunicación es uno de los retos que más a menudo aparecen en los procesos de Coaching Aspiracional, paralelo a la puesta en marcha de la técnica de Feng Shui. Aunque en un principio suela aparecer en una aspiración concreta, posteriormente nos damos cuenta de su influencia en muchas otras áreas de nuestra vida. 

La técnica de Feng Shui nos enseña un lenguaje para comunicarnos con el entorno, por ello, no es de extrañar que al intentar ponerlo en práctica aparezcan nuestras dificultades en este sentido. Esta es una de las razones por las que en este blog hemos hablado de la comunicación en muchas ocasiones. Os facilito el enlace de los siguientes artículos:

Maru Canales

Autora del libro: “Feng Shui en la empresa”

feng shui


Feng Shui en la empresa

15,enero 2009

Índice,

Feng Shui en la empresa

 

Prólogo de Pilar Jericó

Descargar prólogo (pdf)

 

Introducción

Cómo influye el espacio laboral en nuestro éxito profesional

Descargar introducción (pdf)

 

La filosofía Feng Shui

El origen del Feng Shui

La evolución del Feng Shui en el mundo

Método de análisis

Alcanzando la belleza

El orden

El espacio

El cambio

La búsqueda del equilibrio

La simbología del entorno

 

Aprendiendo a practicar Feng Shui

Expresando gratitud

A través de los cinco sentidos

Visualización

Practicando Feng Shui

Desarrollando el lenguaje de la intuición

Superando nuestro miedo natural al cambio

Practicando la disciplina

 

Las ocho aspiraciones: el lenguaje inspiracional

La carrera profesional

Los nuevos proyectos

Salud (Feng Shui Corporal)

La prosperidad

La fama y el reconocimiento

El compromiso

La creatividad

El liderazgo

 

Consideraciones prácticas

Recepciones

Salas de reuniones

Oficinas: zonas de trabajo

Practicando Feng Shui en zonas abiertas

Practicando Feng Shui en los despachos

Conocer nuestra mejor orientación

Salas de espera

Tiendas y áreas comerciales

 

Conclusiones

Creando nuestro propio lenguaje inspiracional

 

¿Quieres saber más sobre el libro? (pulsar aquí)

¿Quieres conseguir tu ejemplar? (pulsar aquí)

Maru Canales

 

Artículos relacionados:

 

feng shui

conferencias feng shui


Feng Shui en la empresa

13,noviembre 2008

Cómo se hizo…

libro Feng Shui

Hace un año asistía a una comida con un grupo de profesionales, uno de ellos se interesó especialmente por la técnica de Feng Shui y me pidió que le recomendase un libro. La situación era comprometida, conocedora de la mayoría de los libros que hablan de Feng Shui, recomendar un libro que proyectara mi visión y su aplicación en la empresa actual no era posible. En ese momento, pensé que tenía que escribir un libro en el que devolver a la técnica todo lo que ella me había aportado, explicándola para que pudiera ser de utilidad para otros.

Hoy ya está a la luz el resultado, en el que cuento mi visión sobre la aplicación de la técnica de Feng Shui, fruto de mi propia experiencia en la práctica personal y profesional de la misma.

Durante los pasados días de cuenta atrás he querido compartir con vosotros los testimoniales que el libro ha recibido, ha sido mi manera de agradecer a todos los autores de los mismos su apoyo incondicional a mi trabajo durante estos años.

Ahora solo me queda desear y agradecer de antemano al libro que cumpla el cometido con el que fue escrito, aportando a sus lectores alguna semilla que plantar y la gratificación de verla germinar.

¡Buen Feng Shui!

¿Quieres saber más sobre el libro? (pulsa aquí)

¿Quieres conseguir un ejemplar? (pulsa aquí)

Maru Canales

Acceso directo a comentarios sobre el libro:

conferencias feng shui


Feng Shui en la empresa

10,noviembre 2008

Comentarios sobre el libro,

libro feng shui

“Lo más extraordinario que Maru y su libro me han aportado es una propuesta de cambio de mentalidad a nuestra organización desde la posición de ver lo que ocurre a una actitud de elegir lo que quieras que ocurra. Es algo más que ordenar los elementos en el espacio y el tiempo, es el compromiso que cada uno asumimos con nosotros mismos para alcanzar lo que nos proponemos”.
Carlos Oehling, presidente de Going Investments

¿Quieres saber más sobre el libro? (pulsa aquí)

¿Quieres conseguir un ejemplar? (pulsa aquí)

Maru Canales

Acceso directo a otros comentarios sobre el libro:

feng shui
conferencias feng shui


Feng Shui en la empresa

8,noviembre 2008

Comentarios sobre el libro,

libro feng shui

“Un libro lúcido, honesto, valiente, generoso y cargado de energía positiva. Su lectura no sólo es amena sino que revela una nueva manera de entender la realidad en la que vivimos. Es mucho más que un libro sobre Feng Shui en la empresa, ya que lo que en él encontrará lo podrá también aplicar en su vida personal. Gracias a este brillante trabajo de Maru Canales podemos aprender a crear mejores empresas, mejores modos de realización en el trabajo, mejores relaciones, mejores personas. Muchas gracias por compartir tu talento, querida Maru”
Alex Rovira Celma, coautor de La buena suerte

¿Quieres saber más sobre el libro? (pulsa aquí)

¿Quieres conseguir un ejemplar? (pulsa aquí)

Maru Canales

Acceso directo a otros comentarios sobre el libro:

feng shui
conferencias feng shui