Dinero: energía en movimiento

30,agosto 2009

“El dinero no se acaba,
cambia de manos”
Olga Palacio

dinero

Es agosto, una pequeña ciudad de la costa española, en plena temporada. Cae una lluvia torrencial desde hace varios días, la ciudad parece desierta.
Todos tienen deudas y viven a base de créditos. Por fortuna, llega un ruso y entra en un pequeño hotel con encanto. Pide una habitación.
Pone un billete de 500€ en la mesa de la recepcionista y se va a ver las habitaciones.

El jefe del hotel agarra el billete y sale corriendo a pagar sus deudas con el carnicero. Este coge el billete y va a pagar su deuda con el criador de cerdos. A su turno, éste se da prisa para pagar lo que le debe al proveedor de pienso para animales.

El del pienso coge el billete al vuelo y corre a liquidar su deuda con la prostituta a la que hace tiempo que no paga. En tiempos de crisis, hasta ella ofrece servicios a crédito.

La prostituta coge el billete y sale para el pequeño hotel donde había traído a sus clientes las últimas veces y al que todavía no había pagado y lo pone encima de la mesa del recepcionista.

En ese momento baja el ruso, que acaba de echar un vistazo a las habitaciones, dice que no le convence ninguna, coge el billete y se va de la ciudad.

Nadie ha pagado ni un Euro, pero ahora toda la ciudad vive sin deudas y mira al futuro con confianza.

Fuente: “Vivir en la luz”

Maru Canales

Artículos relacionados:

feng shui

Anuncios

La crisis ninja

21,junio 2009

“Una crisis se produce cuando lo viejo no acaba de morir

y lo nuevo no acaba de nacer”

Bertolt Brecht

Todo en el universo es energía y la energía se materializa. Así conceptos que pueden parecer tan abstractos e intangibles como los valores, son energías que se materializan. Por ejemplo, cuando un número de personas colocadas en los lugares oportunos en tiempos de globalización y cuyos valores simplemente se basan en la consecución del lucro a costa de los demás, se materializa, y así hemos llegado a una crisis económica mundial. Teniendo en cuenta que lo creado es de la misma energía que el creador y que además el ladrón se cree que todos son de su condición, llegamos a esta crisis de desconfianza actual.

Dice Leopoldo Abadía, autor del libro, “La crisis ninja”, que él no entiende de economía, seguro que esta es la razón por la que lo explica tan bien, vamos, para que se entienda. Como podréis comprobar en el siguiente video: 

Pero, una vez descubiertas las causas y el origen de esta crisis, vayamos a lo interesante, las posibles salidas. Y, Leopoldo Abadía también habla de la responsabilidad individual. No me extraña, teniendo en cuenta que lo social no es más que la suma de lo individual. 

Los lectores habituales de este blog sabéis que llevo tiempo intentando descubrir y entender como funciona esta energía. Hasta hoy, me he dado cuenta que nuestra relación con el dinero no es muy diferente a nuestra forma de actuar ante otras cuestiones de la vida. De ahí, que nuestra inversión en auto descubrir como funcionamos o nos relacionamos con la vida sea de gran rentabilidad, no solo económica. 

Entendiendo que cada cual es un canal, todos tenemos la capacidad de posibilitar (o no) el flujo  de esta energía. He descubierto y experimentado con buenos resultados las siguientes cuestiones:

Aprender a recibir,

Nadie nace con dinero. Puede ser que nazcamos en una familia de dinero, pero hasta en ese caso tendremos que recibirlo. Para ello, hay que trabajarse la generalizada “conciencia de escasez”. Esta se refiere a “me acomodo” a las circunstancias, si tengo dinero me lo gasto y si no lo tengo  me quedo en casa. La solución no es gastar siempre, sino descubrir lo que queremos para pedírselo a la vida y obtenerlo.

Aquí podemos encontrar la gran piedra que nos obstaculiza el camino, en qué cambiaría nuestra vida si tuviéramos dinero. En esta respuesta suelen estar encerradas nuestras resistencias personales a la obtención de dinero.

Aprender a dar,

Para poder disfrutar de las cosas que cuestan dinero, primero tengo que tenerlo. Una vez en mis manos, saber como quiero contribuir, como me lo quiero gastar, tanto en mi, como quizá en los demás. Estamos hablando desde el punto de vista del flujo de energía, en este sentido se me ocurre que apalancar el dinero es cortar la fluidez necesaria. Ya hemos visto en otras cuestiones que “soltar” es esencial (una crisis aparece cuando lo viejo no acaba de morir y lo nuevo no acaba de nacer…).

Entonces, enfoquémonos en como gastar o invertir el dinero. Recordemos que lo creado es de la misma energía que el creador. Siguiendo con el ejemplo de esta crisis, no es lo mismo comprar un piso, para venderlo con una gran plusvalía dentro de unos años, contribuyendo al incremento de los precios de la vivienda (por cierto, un bien esencial). Que invertir en el tejido empresarial de la sociedad aportando nuestro grano de arena en la generación de riqueza. Y, esta decisión, que depende de nuestros valores, solo puede ser tomada de manera individual.

Empiezo a sospechar que aquellos primeros Maestros que elaboraron la técnica de Feng Shui descubrieron el sentido del humor de la vida. No deja de ser curioso que los objetos más representativos en la generación de riqueza sean una fuente de agua o una planta, ambas necesitan de la entrada de agua para poder subsistir. Para ayudarnos a descubrir nuestros retos en ambas cuestiones y conseguir que el entorno nos apoye a superarlos practicando Feng Shui, os facilito el enlace a los artículos escritos sobre este asunto, pulsando aquí. 

Maru Canales

Autora del libro “Feng Shui en la empresa”

Artículos relacionados:

feng shui


Feng Shui y dinero

5,abril 2009

“Si abres las manos, podrás recibirlo todo”

Proverbio Zen 

manos

 

La aspiración de la riqueza es una de las que más interés suscita a aquellos que se acercan a la técnica de Feng Shui. Quizá creamos que poniendo un objeto concreto en un lugar determinado nuestros problemas económicos desaparecerán. Sin embargo, comprobaremos que no funciona así. Necesitamos primero entender que es el dinero, como funciona esta energía, cuales son nuestros objetivos y que retos tendremos que aprender para conseguirlos.

A través de los siguientes enlaces, se accede directamente a todos los artículos que se han publicado en este blog sobre el asunto:

 

  • Ganar dinero
  • Dinero, una energía
  • La crisis “ninja”
  • Feng Shui para la crisis
  • Distribución de la riqueza
  • Una lección de prosperidad
  • Dinero: energía en movimiento
  • El hombre que tenia mala suerte
  • Practicando Feng Shui: la aspiración del éxito y la prosperidad
  • Desde el punto de vista empresarial también hemos visto como la aplicación de la técnica de Feng Shui incide en la efectividad:

    Maru Canales

    Autora del libro “Feng Shui en la empresa”

    feng shui

     

     

     

     

     


    Determinación

    4,febrero 2009

    determinacion

     

    Un río, desde sus orígenes en lejanas montañas, después de pasar a través de toda clase y trazado de campiñas, al fin alcanzó las arenas del desierto. Del mismo modo que había sorteado otros obstáculos, el río trató de atravesar este último, pero se dio cuenta de que sus aguas desaparecían en las arenas tan pronto llegaba a éstas.

    No obstante, estaba convencido de que su destino era cruzar el desierto y sin embargo, no encontraba la manera de hacerlo. Entonces una recóndita voz, que procedía del mismo desierto  le susurró:

    – El Viento cruza el desierto y así puede hacerlo el río

    El río objetó que se estaba estrellando contra las arenas y solamente conseguía ser absorbido, que el viento podía volar y ésa era la razón por la cual podía cruzar el desierto.

    – Arrojándote con violencia como lo vienes haciendo no lograrás cruzarlo. Desaparecerás o te convertirás en un pantano. Debes permitir que el viento te lleve hacia tu destino.

    -¿Pero cómo podría suceder esto?

    – Consintiendo en ser absorbido por el viento.

    Esta idea no era aceptable para el río. Después de todo, él nunca había sido absorbido antes. No quería perder su individualidad. ¿Y, una vez perdida ésta, cómo puede uno saber si podrá recuperarla alguna vez?

    El viento, dijeron las arenas, cumple esa función. Eleva el agua, la transporta sobre el desierto y luego la deja caer. Cayendo como lluvia, el agua nuevamente se vuelve río.

    -¿Cómo puedo saber que lo que me cuentas es verdad?

    – Así es, y si tú no lo crees, no te volverás más que un pantano y aún eso tomaría muchos, pero muchos años; y un pantano, ciertamente, no es la misma cosa que un río.

    -¿Pero no puedo seguir siendo el mismo río que ahora soy?

    – Tú no puedes en ningún caso permanecer así, continuó la voz. Tu parte esencial es transportada y forma un río nuevamente. Eres llamado así, porque no sabes qué parte tuya es la esencial.

    Cuando oyó esto, ciertos ecos comenzaron a resonar en los pensamientos del río. Vagamente, recordó un estado en el cual él, o una parte de él ¿cuál sería?, había sido transportado en los brazos del viento. También recordó –¿o le pareció?– que eso era lo que realmente debía hacer, aún cuando no fuera lo más obvio. Y el río elevó sus vapores en los acogedores brazos del viento, que gentil y fácilmente lo llevó hacia arriba y a lo lejos, dejándolo caer suavemente tan pronto hubieron alcanzado la cima de una montaña, muchas pero muchas millas más lejos. Y porque había tenido sus dudas, el río pudo recordar y registrar más firmemente en su mente, los detalles de la experiencia.

    Sí, ahora conozco mi verdadera identidad.

    El río estaba aprendiendo pero las arenas susurraron:

    – Nosotras conocemos, porque vemos suceder esto día tras día, y porque nosotras las arenas, nos extendemos por todo el camino que va desde las orillas del río hasta la montaña.

    Y es por eso que se dice que el camino en el cual el Río de la Vida ha de continuar su travesía está escrito en las Arenas.

    Awad Afifi

    Este cuento es uno de los tesoros que encontré en el blog “La mariposa cardui” y lo he traído aquí porque creo que explica muy bien uno de los valores necesarios para la práctica de Feng Shui.

    La técnica milenaria de Feng Shui es un válido instrumento de apoyo en la consecución de nuestros anhelos y proyectos, como las arenas ha conocido a lo largo de muchas historias la posibilidad de la transformación y para ello recomienda la determinación, el valor y la firmeza necesarias para llevar a cabo la acción. Se me ocurre que la determinación pueda ser un ingrediente esencial para la “pócima mágica” que nos haga invencibles…

    Maru Canales

    Artículos relacionados:

    feng shui


    Dinero, una energía

    25,enero 2009

    “Si el dinero no te da felicidad, devuélvelo”

    Jules Renard

    euros1

    El dinero como todo lo material es un símbolo de una energía sagrada, responde a un propósito más elevado. 

    Nosotros hemos creado el dinero y, éste está respaldado por las riquezas de la madre tierra: petróleo, oro, piedras preciosas…, el dinero es por tanto una energía nutriente. 

    Debemos aceptar el dinero puesto que forma parte de la sociedad en que vivimos y nosotros hemos decidido formar parte de ella. 

    Si necesitamos el dinero para vivir, para nutrirnos, para experimentar placer y comodidad, debemos honrarlo: 

    • Honrar su presencia y los medios que nos proporciona para adquirir lo que queremos. 
    • Liberarnos del apego porque el apego es lo que hace que lo temamos y lo rechacemos o que nos obsesione y siempre queramos más temiendo que se acabe; tener libertad económica, es decir, no depender de la cantidad que llegue a nosotros ni de la forma en que llegue. 
    • Asegurarnos nuestra conexión con la tierra, la energía nutriente, ¿sentimos nuestros pies bien anclados en la tierra? ¿Confiamos en nuestra fuente de abastecimiento? Entonces, podemos elegir experimentar el amor y la confianza a través del dinero. 

    El dinero también es una herramienta de trabajo personal, analizando nuestra relación con el dinero y nuestras reacciones podemos saber si nos valoramos, si nos creemos merecedores, si aceptamos apoyos, si confiamos y tenemos seguridad en el proceso de la vida y en nuestra capacidad creativa. 

    Si le damos el poder al dinero creeremos que se acaba, que cuesta ganarlo, que nunca hay suficiente y dejaremos de vivir nuestros sueños, culpando al dinero tras el que corremos sin descanso. 

    Si nos da miedo tener poder nos negaremos la entrada de dinero, derrocharemos o nos veremos sumergidos en deudas, necesitando de los demás, reclamando inconscientemente atención, cuidados, buscando que otros nos amen y nos nutran. 

    Cuando recuperamos el poder personal vemos el dinero en su valor real, no como algo limitante, sino como una energía, una herramienta necesaria y  la usamos creativamente, sabiendo que el valor está en nosotros que somos los artífices de aceptar y crear abundancia. 

    A través del dinero experimentamos el amor personal y colectivo, la ley de dar y recibir siempre presente: para poder recibir dependemos de que haya alguien dispuesto a dar aquello que necesitamos y para dar, dependemos de que haya alguien dispuesto a recibir precisamente lo que tenemos. 

    Gracias al dinero hemos conseguido que el trueque o intercambio sea más cómodo y rápido, pero somos interdependientes. 

    Con el dinero que generamos individualmente nos abastecemos nosotros, a nuestras familias y a la sociedad: hay una parte destinada al grupo, a convivir y generar comodidad y progreso colectivo. El amor individual y el amor de tribu. 

    Revisemos nuestras creencias sobre el dinero, la forma en que hablamos de él, nos indica nuestros sentimientos hacia él y, valorémosle. ¿Cuántas veces hemos despreciado alguna moneda de céntimos? Y sin embargo, a la hora de comprar algo no podemos si nos faltan céntimos. Si lo despreciamos el universo entiende que no le damos importancia y desvía su llegada. 

    No es el dinero el que corrompe a las personas, es la actitud de las personas hacia el dinero la que hace que se corrompan. 

    El dinero no se acaba, el dinero cambia de manos, se transforma en materia, el dinero está ahí fuera ¡circulando por el mundo! 

    No es el dinero el que nos impide conseguir nuestros sueños, son nuestros miedos y nuestra limitada visión los que nos alejan de nuestros objetivos. 

    En los billetes de euro hay dibujos de puertas y ventanas que simbolizan una actitud abierta al mundo y, puentes como metáfora de cooperación y comunicación. 

    Quizá si dejamos de despreciar el sueldo porque nos parece bajo, cambiamos los “sablazos” de pagar las facturas y pagamos con amor y agradeciendo el servicio recibido y buscamos el precio justo para nosotros en vez de etiquetar de caro el valor que alguien adjudica a su mercancía, podamos abrir la puerta a la abundancia y cruzar más puentes dispuestos a compartir la confianza y la seguridad a través del dinero.

    Olga Palacio Fernández

    La aspiración de la riqueza es una de las que más interés suscita a aquellos que se acercan a la técnica de Feng Shui. Quizá creamos que poniendo un objeto concreto en un lugar determinado nuestros problemas económicos desaparecerán. Sin embargo, comprobaremos que no funciona así. Necesitamos primero entender que es el dinero, como funciona esta energía, cuales son nuestros objetivos  y que retos tendremos que aprender para conseguirlos.

    Personalmente este escrito que Olga ha tenido la amabilidad de compartir con nosotros me ha ayudado a entender esta energía, una de las más complicadas por la cultura en la que vivimos.   

    Maru Canales

    Artículos relacionados:

    feng shui


    Feng Shui en 2009

    10,diciembre 2008

    “No hay viento favorable para el que no sabe dónde va”

    Séneca

    feng shui

     

    A veces, encerrados en las tradiciones encontramos sabios conocimientos como es el caso de hacer una lista de propósitos de año, al comenzar uno nuevo. Dedicar un poco de tiempo a pensar que queremos conseguir en los próximos meses es una de las mejores inversiones que podemos hacer estos días.

    “En un estudio de la Universidad de Harvard se preguntó sobre las metas que tenían en la vida los estudiantes. Sólo un 3% de los alumnos supo escribir lo qué querían hacer y cuales eran los objetivos que querían conseguir en sus vidas. Veinte años después, se les volvió a entrevistar de nuevo a todos ellos. Por sorprendente que parezca, aquel 3% de los alumnos que habían sabido contestar cuales eran sus metas valía económicamente más que el 97% restante. Y no solo eso, sino que estaban más sanos, alegres y satisfechos y tenían mejor disposición ante la vida que el resto de los alumnos entrevistados”

    La brújula interior, Alex Rovira

    Se me ocurre que las dificultades de la situación económica actual nos estén invitando a redescubrir lo esencial, a mirarnos a nosotros mismos, a viajar a nuestro interior, lo demás es solo turismo. En este sentido, hay una metáfora que a mí me gusta especialmente, cuando nos quedamos en la orilla las olas nos zarandean, cuanto más profundo entramos en el mar, menos nos perturban.

    ¿Por donde empezar?, sin duda la técnica de Feng Shui es una guía magnifica para realizar este viaje. Os facilito mis propuestas y los enlaces correspondientes pulsando en cada titulo:

    Maru Canales

    Artículos relacionados:

    feng shui


    Feng Shui para la crisis

    16,noviembre 2008

    “En esta vida hay que morir varias veces para después renacer. Y las crisis, aunque atemorizan, nos sirven para cancelar una época e inaugurar otra.”

    Eugenio Trias

    crisis

    Parece que últimamente la palabra crisis se ha ido filtrando poco a poco en nuestras vidas, inundándonos a casi todos y en diferentes áreas de actuación, no solo la económica. Dicen los expertos que estamos ante la crisis más profunda conocida hasta hoy. Entonces, entiendo que se trata de un fenómeno que nos toca a un mayor número de personas, dado que lo social no es más que la suma de lo individual.

    Curioso el significado etimológico de la palabra crisis, separar o decidir, “replantear la cuestión” o “puesta en marcha”. Y, curioso también el ideograma chino que ilustra este concepto compuesto por dos figuras: peligro y oportunidad. Puede que la crisis sea necesaria para obligarnos a cuestionar viejos paradigmas, aquellos que ya no funcionen.

    “En los momentos de crisis la imaginación es más importante que el conocimiento”

    Albert Einstein

    La crisis será una realidad social, pero la manera en la que nosotros la enfoquemos es totalmente individual y de este enfoque dependerá nuestro éxito al atravesarla. Hoy me contaba un amigo que su hijo adolescente le había propuesto “disfrutar de la crisis” y le ponía como ejemplo las vacaciones, este año no podremos hacer un viaje en navidades, planteémonos estar más tiempo juntos. Esta situación puede demostrarnos que para divertirnos juntos no necesitamos hacer nada extraordinario.

    Creo que este joven ha apuntado de maravilla a la clave de la cuestión, la crisis nos invita a redescubrir lo esencial, a mirarnos a nosotros mismos, a viajar a nuestro interior, lo demás es solo turismo. En este sentido, hay una metáfora que a mí me gusta especialmente, cuando nos quedamos en la orilla las olas nos zarandean, cuanto más profundo entramos en el mar, menos nos perturban.

    ¿Por donde empezar?, sin duda la técnica de Feng Shui es una guía magnifica para realizar este viaje. Os facilito mis propuestas y los enlaces correspondientes, a los que se accede pulsando encima de cada titulo:

    Maru Canales

    Artículos relacionados:

    feng shui